lunes, febrero 6
Shadow

truco, mates y mucho fútbol, así se entretiene el plantel argentino en Qatar


La selección Argentina es una de las pocas que no se hospeda en un hotel. Todo el complejo de la Universidad de Qatar a su merced. Cómo es el día a día.

Hubo un tiempo en el que la cosa se había puesto espesa en el búnker de la Selección argentina. El estreno estrellado con Arabia Saudita le dio un cachetazo al clima interno en esos primeros días mundialistas. Nadie se esperaba esa derrota, dolió demasiado. Pero el grupo salió fortalecido y levantó de ahí en más hasta enderezar su ruta y conseguir pasar fase de grupo y luego meterse en cuartos de final.

«Ahora estamos disfrutando el Mundial», confesó Rodrigo De Paul después de ganarle a Polonia. Desde ahí, la delegación recuperó el brillo de siempre y en la intimidad de la Universidad de Qatar florecieron las bromas, las risas y, claro, los juegos. ¿Cómo es el día a día de la Scaloneta?

La casa del conjunto dirigido por Lionel Scaloni aquí, en Doha, está equipadísima y preparada para que los jugadores y todo el staff puedan vivir de la manera más confortable posible. Y eso incluye, por supuesto, el factor ocio, que es fundamental para sobrellevar tantos días de encierro.

Desde que el plantel albiceleste entero arribó desde Abu Dhabi después del amistoso con Emiratos Arabes Unidos en la madrugada del 17 de noviembre ya pasaron tres semanas. Y los futbolistas solamente tuvieron 24 horas de libertad (tras ganarle a Australia) para salir a pasear por las calles qataríes y estar con sus familias del lado de afuera de las paredes de esta imponente universidad, en la que anualmente estudian unos 25 mil alumnos, pero que ahora únicamente quedaron unos 100 empleados.

Una de las salas de juegos de la Selección argentina en Qatar


Una de las salas de juegos de la Selección argentina en Qatar

El entretenimiento abunda en las entrañas de la concentración, ahí en el módulo tres de este complejo que también albergaba hasta este martes a la delegación de España, eliminada por penales ante Marruecos en octavos. Hay mesas de pool, de ping-pong, televisores con consolas de Play Station, tablero de tiro al blanco con dardos, pileta y una cancha de básquet, entre otras distracciones a las que los protagonistas de la Argentina le dan uso.

La ronda de mates arranca temprano con Lionel Messi, Rodrigo De Paul y Papu Gómez. Luego se van sumando otros y así se inicia la jornada del plantel argentino diariamente. Los momentos de distensión son varios. Los entrenamientos generalmente son de tarde, pero algunos aprovechan para pasar por el gimnasio o kinesiología en la mañana o antes de la práctica.

La TV siempre está encendida con partidos del Mundial. «Se mira mucho fútbol», comentan desde el búnker de la Scaloneta. Por caso, varios se juntaron para ver a Brasil que terminó goleando a Corea del Sur en la noche del lunes.

Hay desafíos en la Play con gritos de gol incluidos. No faltan los clásicos fichines. Y se transpira un poco en los partiditos de metegol o de ping-pong uno contra uno. La cancha de básquet está en el club house del lugar, pero hasta el momento no la han utilizado ya que prefieren actividades que no requieran mucho gasto de energía. Pero la alternativa es un aro para practicar dobles.

Distraer la cabeza es la premisa. Por eso, algunos también eligen encender la laptop o el IPad para ver alguna serie o película, mientras otros pasan un par de horas charlando en la utilería, entre amargo y amargo. Hay quienes aprovechan para leer algún libro también.

Las noches son cálidas en el otoño árabe. Por eso, la pileta es una buena opción para relajar un rato antes de la cena o bien, antes de ir a dormir. Lo que nunca puede faltar son los desafíos de truco.

La pileta de la concentración de la Selección argentina en Qatar


La pileta de la concentración de la Selección argentina en Qatar

Se organizó un torneo interno en el que participaron todos. Hubo 16 tríos entre jugadores, cuerpo técnico, colaboradores, directivos y administrativos. El pozo acumulado es de 4.800 dólares.

Ni el trío de Lionel Messi, Rodrigo De Paul y Leandro Paredes ni el de ningún futbolista llegó a la final, que será disputada por el equipo integrado por Claudio Tapia (presidente de la AFA), Omar Souto (gerente de Selecciones Nacionales) y Beto Pernas (administrativo) contra el de Jorge Miadosqui (secretario de Selecciones), Damián Albil (entrenador de arqueros) y Nico P (utilero).

Hubo duelos picantes. Las partidas se disputaban en simultáneo en distintos sectores del lugar. Pero los que iban quedando eliminados se volvían tribuna de quienes aún estaban en competencia y cada ancho tirado sobre la mesa se festejaba como un gol.

La visita de los familiares es un momento esperado por todos. Siempre se da el día después de cada partido. Existe una conexión entrelazada entre las familias de varios y por eso siempre rueda una pelota, sobre entre los hijos o hermanos más chicos que arman un fulbito «sin romper nada».

Así, entre actividades, buena onda y un ambiente fraternal, la Selección pasa los días en esta Copa del Mundo mientras se prepara y espera el mano a mano del viernes contra Países Bajos.

Doha, Qatar. Enviado especial.



Source link