miércoles, mayo 25
Shadow

no visita a su hija y no llegó a un acuerdo económico


Paulo Londra estrenó junto con Bizarrap la BZRP Music Session #23. En medio del éxito de ese tema y las repercusiones que tuvo en las redes sociales, el cantante de trap cordobés se enfrenta a otro episodio de conflicto con su ex Rocío Moreno, quien tuvo a su hija Isabella, de dos años y a Francesca, de dos meses.

El problema surge ahora que Londra no tiene mucho contacto con su pequeña hija, luego de la separación de la pareja. Este lunes, el cantante se trasladó de Buenos Aires a Córdoba para presentarse en los Tribunales. Ese día, pasó tiempo con su hija mayor, pero no con la menor. Según trascendió, sólo la vio dos veces desde su nacimiento el 25 de febrero.

Rocía Moreno cuando estaba embarazada de su hija más chica.

En ese sentido, la audiencia pasó a un cuarto intermedio para el 10 de mayo. En esa fecha, las dos partes deberán llegar a un acuerdo, si no, Moreno podría comenzar acciones legales.

Moreno y Londra comenzaron su relación cuando aún estaban cursando el secundario, allá por 2015. La joven se mudó a otra ciudad para estudiar Ciencias Veterinarias. Finalmente, comenzaron a convivir juntos en 2019, cuando el cantante de trap compró una casa para estar juntos y ella debió dejar los estudios en la universidad en la que asistía.

Rocío Moreno junto con Paulo Londra y una de sus hijas.

La compensación económica que le exige Moreno a Londra

La ex de Paulo Londra le exige una compensación económica por haberlo acompañado durante toda su carrera, descuidando la suya. Según contó la abogada de Moreno, Luciana Ulla, destacó al medio Infobae que el cantante está con buena predisposición para acceder a las exigencias de su ex, pero que aún no llegaron a un acuerdo.

Sobre la compensación económica, la abogada explico que esto sucede «cuando dos personas tienen un proyecto de vida común, en este caso estaban bajo unión convivencial y tienen dos hijas y se da la ruptura y frente a eso uno de los miembros queda en desequilibrio económico, una de esas partes puede pedir una compensación, porque ha dedicado su vida al cuidado de su familia».

Sobre la manutención de sus hijos, la letrada aseguró que “lo vienen manejando extrajudicialmente, pero la idea sería e un futuro hacer algo macro que contemple todo (alimentos, visitas y compensación económica), aunque ahora nos encantaría llegar a un acuerdo y evitar un juicio”.

En medio de su embarazo, el cual transitó sola, Moreno había declarado: “No elijo vivir así, ni para mí, ni para mis hijas. Hoy tengo unas sensaciones de enojo y angustia… Soy una explosión de sentimientos. Ya no sé si me interesa tener esa charla. Seguramente la tendremos. Hoy digo, ¿para qué? Pero la vamos a tener que tener por el bien de las nenas. Nos une una relación de por vida, pero ya no hay nosotros”.

“Más allá de la cuestión económica y lo jurídico, es importante en este y en cualquier caso, que se entienda que cuando hay un proyecto de vida en común hay obligaciones y derechos. Rocío tiene el apoyo familiar, pero es triste para una persona encontrarse sola con un hijo, cuando lo tuvo con una pareja, no es que fue una decisión”, opinó Ulla.

 





Source link