jueves, octubre 6
Shadow

Matías Kulfas ya escribe su próximo libro y Sergio Massa se prepara para el próximo capítulo


Feria del Libro

Los funcionarios albertistas que se van del Gobierno parecen cobrar impulsos literarios tras abandonar las mieles del poder. Ese es el caso de uno de los cuestionados por Cristina Kirchner: como ya se contó en esta columna, el ex vocero presidencial Juan Pablo Biondi está escribiendo un libro sobre su paso por la función pública. La «obra» que está redactando el antecesor de Gabriela Carla Cerruti avanza y sus primeros capítulos están centrados en lo sucedido en los días de la pandemia: «Es sobre los tiempos donde todo era incertidumbre, desde la primera cadena nacional de Alberto anunciando los cierres hasta cómo se comunicó todo durante la cuarentena», le anticipó Biondi a uno de sus ex colaboradores. Pero hay otro libro en cocción que quizás altere los ánimos de los albertistas anche de los cristinistas: Matías Sebastián Kulfas ya se puso a redactar un libro donde relatará sucesos de su paso por el Ministerio de la Producción, del que debió irse del Gobierno tras un chat de uno de sus funcionarios que llegó a las manos de la propia Cristina y que, con un tuit posterior, selló la suerte como ministro del economista preferido de Alberto Ángel Fernández. La última producción literaria del ex ministro se llamó «Los tres kirchnerismos: Una historia de la economía argentina», publicación donde analizó el proceso político y económico desde el 2003 hasta el 2015 y que generó la ira de Cristina Kirchner y los suyos  por la mirada crítica sobre la política económica K. Ahora, se viene un repaso escrito que, algunos de los que compartieron ruta con Kulfas se atreven a anticipar que será sobre «el cuarto kirchnerismo», como podría definirse a la gestión presidencial del Frente de Todos. Qué nervios…

AME2952. ZARATE (ARGENTINA), 15/03/2021.- Fotografía de archivo fechada el 15 de marzo de 2021 que muestra al entonces ministro de Desarrollo Productivo de Argentina, Matías Kulfas, mientras recorre la planta de Toyota en Zarate, provincia de Buenos Aires (Argentina). El presidente de Argentina, Alberto Fernández, le pidió este sábado la renuncia al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, en medio de renovadas tensiones dentro de la coalición gobernante en el país suramericano. EFE/ Juan Ignacio Roncoroni /ARCHIVO

AME2952. ZARATE (ARGENTINA), 15/03/2021.- Fotografía de archivo fechada el 15 de marzo de 2021 que muestra al entonces ministro de Desarrollo Productivo de Argentina, Matías Kulfas, mientras recorre la planta de Toyota en Zarate, provincia de Buenos Aires (Argentina). El presidente de Argentina, Alberto Fernández, le pidió este sábado la renuncia al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, en medio de renovadas tensiones dentro de la coalición gobernante en el país suramericano. EFE/ Juan Ignacio Roncoroni /ARCHIVO

Massismos

Un ministro nacional definió de este modo el actual momento de la coalición gobernante: » Lo veo a Alberto recluido, a Sergio operando a fondo de nuevo. Y a CFK muy metida», señaló, con resignación un hombre que soñaba con la emancipación albertista. Los movimientos de Sergio Tomás Massa son observados con atención en la Casa Rosada donde varios de los colaboradores del Presidente aseveran que «Alberto y Sergio tienen buena onda». Tanta candidez albertista contrasta con varios que recorren el espinel massista y que vieron, esta semana, a un Massa con poca paciencia: «Sin rediseño del Gobierno, que el Presidente haga lo que quiera; yo lo ayudo pero así, yo no estoy», fue la reconstrucción que hizo uno de los asiduos visitantes de las oficinas del presidente de la Cámara de Diputados. ¿Qué es el «resideño» que pide Massa y que habló con Fernández en los viajes a la Cumbre de las Américas y en la gira europea del mes pasado?:  «Menos ministerios con ministros más empoderados, priorización de la inversión pública; definición de una única agenda política de gestión y comunicación del gobierno; paquete de medidas de puesta en marcha con el nuevo gabinete. Y cambios de personas». Para todo eso, Massa puso a trabajar a un equipo de personas, cuyos nombres oculta. «Lo están trabajando los chicos», dice y esquiva, fiel al estilo «Tajaí». Un diputado oficialista salió de una cita con el titular del Frente Renovador comentando, con asombro, que «Sergio dice que él seguirá diciendo esto en privado un mes más; y que si no cambia algo en este sentido, comenzará a decirlo en público». Ay las internas…

Sergio Massa en Casa Rosada. Foto Guillermo Rodriguez Adami

Sergio Massa en Casa Rosada. Foto Guillermo Rodriguez Adami

Vacas muertas

Donde hubo jaleo fue en YPF tras la salida de Sergio Affronti, quien dejó el puesto de CEO de la compañía petrolera y que fue reemplazado por Pablo Iuliano, un hombre de trayectoria en el rubro petrolero. En el ruido inicial de la salida de Affronti, se habló mucho del espionaje del que habría sido víctima el titular de la empresa Pablo González, quien sufrió la intrusión de una persona tomando fotos en sus oficinas. Ahora, Affronti se declaró víctima también de este espionaje, como aparece en la causa judicial, situación en la que el saliente CEO es avalado por Pablo González. Así, se limaron las asperezas en el recambio del gerente mayor de YPF, tema que contó con la intervención al detalle de Cristina Kirchner, quien monitorea todo lo que pasa en la petrolera estatal.. Ahora, la incertidumbre es cómo convivirá un petrolero duro y súper técnico con 30 años de trabajo en el sector como Iuliano, de gran relación con Paolo Rocca -con quien trabajó con shale gas en Fortín de Piedra- y con Miguel Galuccio, quien fue el que lo ascendió como gerente de activo no convencional para manejar Loma Campana y lo puso a cargo del proyecto YPF-Chevron. Política y negocios, capítulo número mil…

Pablo Iuliano, en el Ciclo de charlas "Clarin el mundo que Viene". Foto: Rafael Mario Quinteros

Pablo Iuliano, en el Ciclo de charlas «Clarin el mundo que Viene». Foto: Rafael Mario Quinteros



Source link