viernes, febrero 23

jugó con uno menos un tiempo pero igual goleó a Túnez



Marcos Leonardo, Andrey Santos -en dos ocasiones- y Matheus Martins anotaron para el Scratch, que tuvo un duelo aparte con los hinchas argentinos en La Plata. Israel, su próximo rival.

Brasil dio una muestra de carácter este miércoles en La Plata y mostró su chapa de candidato en el Mundial Sub 20. Es que no solo tuvo que soportar la ‘lógica’ hinchada que los argentinos tuvieron para Túnez, sino que también supo jugar todo un tiempo con un hombre menos y así y todo golear por 4 a 1 para citarse con Israel en los cuartos de final del próximo fin de semana.

El estado del campo de juego del estadio Único Diego Armando Maradona dejó muchísimo que desear y siembra dudas de cara a la definición por el título: semis y final serán en esa sede. El estado del césped fue una complicación a la hora de jugar, ya que, la pelota no rodó con normalidad y se tornó complicado para los jugadores prever el pique.

Si la cancha no lo permite, arriesgar es tan innecesario como peligroso. Túnez no entendió esto y quiso salir jugando, pero lo hizo de manera defectuosa y su arquero Dries Arfaoui le cometió penal a Marcos Leonardo. Aunque el árbitro dio continuidad, como la jugada no terminó en gol, volvió sobre sus pasos y pitó la pena máxima.

Marcos Leonardo, una de las grandes figuras de Brasil, le dio un pase a la red y puso el 1 a 0. El delantero del Santos anotó su cuarto gol en cuatro encuentros, aunque no sería lo único que hizo en la tarde.

Con el resultado a favor, el partido se transformó en un monólogo brasileño y se notaba que la diferencia se estiraría más temprano que tarde. Si hay un líder, y no solo por portar la cinta de capitán, es Andrey Santos. El jugador que fue comprado por el Chelsea, pero que está a préstamo en Vasco Da Gama, es el director de orquesta de su selección y tiene un distintivo: tiene mucho gol.

Cuando los buenos se juntan es difícil contrarrestarlos. Marcos Leonardo asistió, de gran manera, a Santos, quien definió cruzado y sentenció el 2 a 0. En media hora de partido, el Scratch era un topadora y Túnez no parecía encontrar la forma de poder detener el aluvión.

Cuando la primera mitad se terminaba, una equivocación en el fondo brasileño complicó el trámite. Robert Renán, quien luego se iría haciéndole gestos a los hinchas argentinos presentes en La Plata, vio la roja directa. Tras la expulsión, Túnez recobró el pulso y dio indicios de lo que iba a ser la segunda mitad.

Y esos indicios que dio Túnez sobre el final de la primera etapa fueron amenaza real durante los segundos cuarenta y cinco minutos. Brasil, con un hombre menos, se resguardó e intentó cuidar su resultado, pero se metió tan atrás que sufrió demasiado.

El peligro sobrevoló el área Kaique y hasta le marcaron un gol. Raki Aouani marcó un estupendo gol que fue una inyección de entusiasmo. Sin embargo, el VAR cobró una mano, más que polémica, y el tanto fue anulado.

Tras resguardarse y no poder pasar mitad de cancha, Brasil estiró el resultado en una muy certera contra que fue capitalizada a la perfección por Matheus Martins, quien entró en el complemento.

Ya se mencionó que Andrey Santos es líder futbolístico del equipo y ya había anotado su apellido en el marcador, pero pareció no conformarse y fue por más. A los 10 minutos de agregado, corrió de un área a otra y definió de forma soberbia. Sus condiciones son fabulosas y apunta a ser uno de los grandes jugadores del futuro.

Aunque no hizo diferencia, Túnez marcó el llamado tanto del honor, en los pies de Mahmoud Ghorbel, y se despidió de la competencia a sabiendas de que el resultado quedó largo y hubiese merecido algo más.

Brasil se enfrentará el próximo sábado a Israel, que el martes se clasificó de forma agónica. Sin dudas, tendrá de rival a una selección que es de las revelaciones y que querrá seguir haciendo historia, dado que es la primera vez que disputa el Mundial Sub 20 y logró meterse entre los ocho mejores.

Mirá también



Source link